En la aldea
23 abril 2024

Presunto rescate de Alberto Abreu, el capitán del peñero “Ana María”, después de “nadar 19 horas tras el naufragio” (Foto cortesía: Yoselyn López Chirinos).

Red de trata de personas acecha a venezolanos que huyen de la crisis por mar

Los familiares de los 33 desaparecidos de la embarcación “Ana María” viven desde hace 6 meses entre la incertidumbre y la desesperación. No hay indicios de naufragio y todo apunta a que cayeron en una red de trata de personas en la que estarían involucradas algunas autoridades.

Lee y comparte
Vanessa García | 22 noviembre 2019

“Hermana ya voy saliendo”. Ese fue el último mensaje que Govanny López Chirinos le envió a Yoselyn López Chirinos. El 16 de mayo de 2019, a las 3:30pm, le escribió desde el Puerto La Playita en Güiria, estado Sucre, al abordar la embarcación que lo llevaría a Trinidad y Tobago. Seis meses después se desconoce su paradero y el de las otras 32 personas que viajaron en el peñero “Ana María”; entre ellas 3 niños y una mujer embarazada.

Yoselyn López Chirinos relató que su hermano de 37 años se fue con sus amigos Winder Dany Blanco Solórzano (28) y Franklin Oscar Cordero Azuaje (32). Glendy, la novia de Winder que vive en Trinidad, los puso en contacto con Ramón Martínez, alias “Moncho”. Él aseguró que ingresarían legalmente. El costo del traslado era 300 dólares por persona.

Red de trata de personas acecha a venezolanos
Govanny López Chirinos (37), Franklin Oscar Cordero Azuaje (32), Winder Dany Blanco Solórzano (28). (Foto cortesía: Yoselyn López Chirinos).

A las 6:00am del 15 de mayo, Govanny salió de Caracas a Güiria. Partió al día siguiente a Trinidad a las 4:00pm, según el último mensaje que le escribió a su madre. El viaje duraba 3 horas aproximadamente, así que a más tardar a las 8:00pm tendrían noticias. Nada. La noche del viernes, 17 de mayo, una vecina, cuyo esposo vive en Trinidad, le comentó a Yoselyn lo que aparentemente había ocurrido.

“Ella me dijo que los muchachos estaban bien, sólo estaban accidentados en Macuro (estado Sucre). A mí me causó intriga. Si están accidentados en una isla, ¿cómo sabe su esposo que ellos están allí? Según el esposo de mi vecina, “Moncho” había informado sobre el daño del motor y que esperaban un repuesto, una lancha pasó y los vio”, comentó.

No conformes. Yoselyn y la madre de Winder Blanco viajaron a Güiria. Al llegar, el lunes 20 de mayo, al Puerto La Playita, Protección Civil informó que los jóvenes no estaban en la lista de desaparecidos. La Guardia Costera explicó el protocolo de búsqueda y recomendó denunciar lo ocurrido. Así lo hicieron, y en el proceso unos funcionarios les advirtieron que podía ser un caso de trata de personas con complicidad de algunas autoridades.

Desde entonces, los familiares de Govanny López han acudido ante el Ministerio Público, Interpol, el equipo de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet. La lucha no ha dado tregua en los últimos seis meses. La acción más reciente fue el 12 de noviembre, cuando Yoselyn López estuvo con otros familiares de las víctimas en la Asamblea Nacional (AN) donde fueron recibidos por un grupo de diputados.

Investigación desde la AN

El diputado Carlos Valero, miembro de la Comisión de Política Exterior de la Asamblea Nacional, lleva el caso desde hace 6 meses cuando se designó una Comisión Especial que se trasladó a Güiria. Allí se constituyó un Comité de Familiares de las Víctimas. Los parlamentarios no fueron recibidos por ninguna autoridad. No han podido coordinar con las instituciones del Estado venezolano. En Trinidad y Tobago ya no les responden.

“En Güiria hay una mafia de trata de personas que involucra a autoridades locales. Hay mucha evidencia de que siguen ocurriendo este tipo de delitos. Con el ‘Ana María’ no ha habido destitución de personal del INEA (Instituto Nacional de los Espacios Acuáticos) que autorizó el zarpe, ni tampoco algún tipo de intervención de las autoridades de la Guardia marina”, señaló el diputado Valero.

El supuesto naufragio del peñero “Ana María” es el segundo registrado este año que involucra a venezolanos. En abril, un barco llamado “Jhonnaly José” habría desaparecido con 21 personas cuando partió de Güiria a Trinidad.

El diputado Valero espera que la incorporación a la Comisión de dos diputados del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) permita reuniones en la Cancillería de Venezuela, la Embajada de Trinidad y Tobago, viajes a la Isla y la activación de la búsqueda de los desaparecidos.

“Hemos recurrido a las ONG de Derechos Humanos, a la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), Naciones Unidas y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) para que ayuden en los protocolos de búsqueda. Tanto OIM como ACNUR necesitan la venia de Trinidad y Tobago y la colaboración de las autoridades. El primer ministro de Trinidad y Tobago, Keith Rowley insiste en que ACNUR quiere convertir a la Isla en un campo de refugiados. Por eso han tenido problemas para trabajar, para comunicarse con Trinidad y Tobago”, comentó.

A la fecha

  • El fiscal nacional Pedro Rojas le informó a Yoselyn López Chirinos que alias “Moncho” está preso en Güiria por operar una red de trata de blancas.
  • El capitán del peñero “Ana María”, Alberto Abreu, fue rescatado después de “nadar 19 horas tras el naufragio”. Huyó del Hospital de Granada cuando las autoridades descubrieron que tenía antecedentes por trata de personas. Hay evidencias de que está en Trinidad. La AN pide orden de captura de Interpol.

@vanessajgarcian

Lee y comparte
La opinión emitida en este espacio refleja únicamente la de su autor y no compromete la línea editorial de La Gran Aldea.
Más de Éxodo